Ibero

Página -1 de 50

Carta del rector

01_David_Fernandez.jpg

  La equidad entre hombres y mujeres constituye una necesidad urgente, y en especial debe hacer justicia a las mujeres que, a lo largo de muchos siglos y desde el principio de la historia, han visto limitados cuando no conculcados sus derechos en la sociedad. La opresión, la violencia, la inequidad y la iniquidad están asociadas al trato que reciben aun hoy las mujeres.

  La Organización de las Naciones Unidas considera que la equidad entre los seres humanos es un objetivo fundamental para el progreso y para la más armónica convivencia. Es, además, un acto de entera justicia con los derechos humanos, pues la equidad de género es un imperativo moral cuyo cumplimiento debe traducirse en prosperidad y bienestar de la sociedad en su conjunto.


  En marzo de 2015 la Universidad Iberoamericana creó el Programa de Asuntos de Género (PAG), que tiene como objetivo promover la transversalidad e institucionalización de la perspectiva de género en el quehacer de la Ibero, tanto en el ámbito universitario como en los proyectos de incidencia social, activando las acciones, los lineamientos y mecanismos necesarios que permitan fomentar la promoción y procuración de la igualdad y equidad de género.

   El objetivo es, por supuesto, más amplio y general: contribuir a implantar en la sociedad la justicia, la verdad, la equidad, impulsar los derechos humanos y una nueva cultura ciudadana. Asimismo, alentar la solidaridad, la centralidad de la persona y el establecimiento de relaciones sociales justas, atendiendo los problemas sociales más acuciantes y ofreciendo propuestas de solución a los mismos, como en los casos de la pobreza, la exclusión, la propia educación y, por supuesto, la inequidad de género, entre otros graves problemas que subsisten y que más que atenuarse se han incrementado con las graves violaciones de los derechos humanos de migrantes, mujeres, niños y otros grupos vulnerables.

  Eliminar las desigualdades entre los sexos, en todos los ámbitos sociales, es uno de los requisitos indispensables para conseguir un desarrollo humano más pleno. Por ello, en este número de IBERO se analiza, desde diversas perspectivas, esta deuda histórica que la sociedad tiene con los derechos de las mujeres.


LA VERDAD NOS HARÁ LIBRES
Mtro. David Fernández Dávalos, S. J.
Rector

 
Página -1 de 50
Comentarios