Vol. Actual Todos Volúmenes
Contenido
Ibero Líder | Educación que transforma | Entrevista |
*
Yásnaya Aguilar Defender los derechos territoriales y lingüísticos
Lenguas Indígenas en México : Vitalidad y Resistencia | Cine | Entrevista |
*
Una lengua es una visión única del mundo: Ernesto Contreras, director de Sueño en otro idioma
Actualidad Ibero | Breves de La Universidad Iberoamericana |
*
Colaborar en la construcción de un mundo solidario y justo
La Voz del Libro | El Eco de la Lectura | Reseña
*
Qué leer y por qué
Itinerario del Ocio |
*
Adónde ir y por qué

Ibero Líder | Educación que transforma | Entrevista |

Página 47 de 62

Yásnaya Aguilar Defender los derechos territoriales y lingüísticos

Ibero61Pag25.JPG

manantial del que históricamente nos abastecíamos y que hasta ahora sigue en injusticia, aun cuando hemos denunciado, y demostrado nuestra razón. A pesar de que las leyes dicen que el agua es un derecho humano, ésta no llega a nuestras casas, y afecta, sobre todo, a niños y a ancianos. Es la tierra, el agua, los árboles los que nutren la existencia de nuestras lenguas. Bajo un ataque constante contra nuestro territorio, ¿cómo se revitalizará nuestra lengua? Nuestras lenguas no mueren, las matan. El Estado mexicano las ha borrado. El pensamiento único, la cultura única, el Estado único, con el agua de su nombre, las borra”.

 Hace 500 años Hernán Cortés llegó a Tenochtitlan y, en nombre del rey Carlos I de España, inició la Conquista de México. Al vencer a los aztecas, los peninsulares renombraron a esta tierra Virreinato de la Nueva España, que, al formar parte del Imperio español, comenzó a emplear el castellano como lengua. No obstante, en la época colonial de México “había cierto respeto por las lenguas indígenas; de hecho, en la Real y Pontificia Universidad de México (inaugurada en 1553), se impartían clases en náhuatl, otomí y matlatzinca”, refiere la maestra Yásnaya Aguilar, lingüista e indígena mixe, originaria de San Pedro y San Pablo Ayutla, municipio de la Sierra Norte de Oaxaca.

 Esta tëxytëjk (mujer, en lengua mixe o ayuujk) agrega que en la Nueva España hasta los documentos oficiales del virreinato podían estar escritos en lenguas indígenas. Lenguas que en nuestro país se dividen en once grandes familias, algunas de ellas: Yutoaztecas (como el náhuatl,

Ibero61Pag25.1.JPG
 

hablado en el Valle de México y diferentes estados de la República), álgicas (como el kikapú, hablado en Coahuila), otomangueanas (como el chinanteco), mayenses (como el lacandón y el tseltal de Chiapas) y lenguas aisladas (como el purépecha, que se habla en Michoacán).

 Pero “con el establecimiento del México independiente, bajo la idea de la homogeneidad, se combatió que se hablaran las lenguas indígenas”. Pero ni cinco siglos ni la imposición del castellano como idioma oficial de México han logrado hacer desaparecer a todas las lenguas indígenas, que hoy todavía existen, gracias a su uso constante, ligado a la autonomía de los pueblos originarios y a la defensa de sus territorios.


Lingüista indígena

Yásnaya Aguilar es licenciada en Lengua y Literaturas Hispánicas con estudios de maestría en Lingüística por la UNAM. Forma parte de la Junta de Gobierno del Instituto Superior Intercultural Ayuuk (ISIA), universidad jesuita localizada en Oaxaca. Es una reconocida activista de los derechos humanos y lingüísticos, y en esta entrevista con IBERO se refiere a la resistencia y vitalidad de las lenguas indígenas de México.


¿Qué importancia tienen para México las lenguas indígenas?

No sólo para México, para todo el mundo de hecho. Aclarado esto, debo resaltar que, para mí, una lengua indígena es una lengua de un pueblo que fue colonizado, que no formó Estados nacionales, y en ese sentido, las indígenas, son lenguas sin Estado. Y al ser lenguas de pueblos que no formaron Estados, están encapsuladas dentro de otros Estados, mismos que ejercen un colonialismo interno sobre ellas. De ahí la importancia de las lenguas indígenas, que radica meramente en su subsistencia, ya que existen en la medida de que son una resistencia a las políticas intervencionistas de los Estados, en nuestro caso, del mexicano. El hecho de hablar una lengua indígena y que se garantice su subsistencia significa que no se están violando los derechos lingüísticos de las personas;

 
Página 47 de 62
Comentarios